jueves, 18 de febrero de 2010

FEBRERO: MES DE PREVENCION!!!

Febrero es el Mes de la Prevención de la Degeneración de la Mácula y el Departamento de Salud del estado se ha propuesto aumentar la conciencia entre la población sobre esta afección de los ojos y sobre las maneras de reducir los riesgos de contraerla.

La degeneración de la mácula, también conocida como degeneración macular asociada a la edad, o AMD, produce el deterioro de la mácula, el área central de la retina, un tejido extremamente delgado situado en la parte posterior del ojo desde donde las células sensibles a la luz envían signos visuales al cerebro. La visión aguda, clara y recta es procesada por la mácula, y cuando ocurren daños en esta parte el resultado es la aparición de puntos ciegos en la visión o una visión borrosa y/o distorsionada.

“Aquellas personas afectadas con la degeneración de la mácula descubren que muchas actividades cotidianas como el leer o el conducir resultan cada vez más difíciles”, afirmó el doctor Richard F. Daines, Comisionado de Salud del estado de Nueva York. “La degeneración de la mácula usualmente afecta a individuos mayores de 50 años, y la evidencia científica nos demuestra que los genes pueden jugar un papel muy importante en tres de cada cuatro casos en el desarrollo de esta devastadora enfermedad ocular”.

El paso de los años es un factor importante de incidencia en los casos de degeneración de la mácula asociada con la edad. Aunque estos casos pueden tener lugar durante la edad media, es la gente mayor de 60 años la que se encuentra en mayor riesgo que otros grupos.

“Los estadounidenses entre los 50 y los 59 años suman el cuatro por ciento de los casos que presentan degeneración de la mácula intermedia o avanzada, y cuando llegamos al grupo de personas entre los 70 y los 79 años este porcentaje se incrementa hasta llegar al 14.4 por ciento”, afirmó el Comisionado Daines.

Otros factores de incidencia de esta enfermedad incluyen el hábito de fumar, la historia familiar de degeneración de la mácula, el género, la obesidad, prolongadas exposiciones al sol, una dieta alta en grasas o una dieta escasa en nutrientes y antioxidantes, la hipertensión y las enfermedades cardiovasculares.

Existen dos tipos de degeneración de la mácula: La húmeda y la seca. La forma seca tiene lugar cuando las células sensibles a la luz que se encuentran en la mácula lentamente colapsan. Este es el tipo más común de la enfermedad y representa entre el 85 y el 90 por ciento de los casos diagnosticados y puede progresar a través de los estados tempranos, intermedios y avanzados de esta enfermedad. La forma húmeda de esta condición representa apenas el 10 por ciento de los casos pero se traduce en el 90 por ciento de los casos de ceguera legal.

La degeneración de la mácula en su vertiente húmeda tiene lugar cuando vasos sanguíneos anormales detrás de la retina comienzan a crecer debajo de la mácula. Estos nuevos vasos sanguíneos tienden a ser muy frágiles y a menudo filtran sangre y fluidos. La sangre y los fluidos apartan a la mácula de su lugar habitual en la parte posterior del ojo. El daño ocurre de forma veloz. La degeneración húmeda de la mácula siempre está precedida por la forma seca de la enfermedad.

Con el fin de diagnosticar la degeneración De la mácula es necesario consultar a un oculista profesional. Se pueden llevar a cabo exámenes especiales que midan la acuidad visual.
Cuando se diagnostica esta enfermedad de forma temprana, la rehabilitación de la visión y las ayudas para una vista limitada pueden ayudar a mejorar la calidad de vida de aquellas personas que se encuentran visualmente disminuidos. Un estilo de vida saludable puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar una degeneración de la mácula.

El Departamento de Salud del estado ofrece las siguientes recomendaciones para ayudar a cuidar su vista:

• No fume.
• Haga ejercicio de forma regular.
• Mantenga la presión de la sangre en un rango normal y controle otras afecciones a la salud.
• Manténgase en un peso saludable.
• Tenga una dieta alta en frutas, vegetales y pescado.
• Proteja sus ojos de la sobreexposición al sol con lentes para el sol y sombreros.

Para mayor información sobre la degeneración de la mácula y cómo prevenirla consulte el portal del Departamento de Salud del estado de Nueva York (http://nyhealth.gov) o a su méd

2 comentarios:

Elise dijo...

¡Hola Analia!
Me da mucho gusto que estés de vuelta y que estés mejor.

Cuídate mucho.
Yo aquí ando como puedo.

Besos

alfihamadis dijo...

Hola Analia!!! me alegro encontrar que este proyecto este avanzando! me gustaia cuando esten x buenos aires poder participar!!!!! mi viejo padece maculopatia hace 2 años que le habian dado el alta, pero hoy otra vez la estamos luchando otra vez comenzo la hemorragia en su ojo......
Besos

Related Posts with Thumbnails